Inicio > Un recorrido por la historia del «Un, dos, tres...» > Curiosidades y anécdotas · 16

 

 

Curiosidades y anécdotas

Cosas divertidas o interesantes relacionadas
con «Un, dos, tres...» que quizás no conocías

 

 

 

En esta sección queremos recopilar todas aquellas curiosidades o anécdotas en torno al programa «Un, dos, tres...» que por su gracia u originalidad merezca la pena que las conozcamos.

 

A lo largo de sus treinta y dos años de historia, el «Un, dos, tres...» está plagado de curiosidades que iremos descubriendo aquí poco a poco.

 

Esperamos que las disfrutéis; y si conocéis alguna podéis poneros en contacto con nosotros a través de nuestra dirección de correo electrónico: undostres@lawebdelundostres.es.

 

 

  

 

 

Curiosidades navideñas

 

En todas las etapas de «Un, dos, tres...» hubo programas especiales de Navidad en los que participaban niños. En algunos de ellos se produjeron anécdotas divertidas y curiosas que vamos a recordar en esta sección.

  

 

 

   

EL GORDO DE NAVIDAD

 

El programa de Navidad de la primera etapa de «Un, dos, tres... responda otra vez» se grabó el día 22 de diciembre de 1972; uno de los sketchs era el del “gordo de la Lotería”; como el programa se grabó por la tarde, ya se conocía el número premiado y el actor que hizo de “gordo” pudo lucirlo en su disfraz.

 

 

«Un, dos, tres... responda otra vez» - 1972

  

 

 

   

PROBLEMAS DE GRABAR CON NIÑOS

 

Grabar con niños siempre tiene sus complicaciones y Narciso Ibáñez Serrador lo sabía, aunque no por eso renunció a realizar en cada etapa de «Un, dos, tres...» uno o varios especiales navideños con público infantil.

 

 

«Un, dos, tres... responda otra vez» - 1973

 

 

Era habitual que hubiera que cortar varias veces la grabación por el revuelo organizado por los críos en el plató. A veces llegaban a colmar los nervios de Ibáñez Serrador, que acababa riñendo a los niños desde el control de realización e, incluso, amenazando con expulsar a alguno del estudio.

 

Kiko Ledgard contaba que grabar con niños era muy divertido pero también agotador, y que siempre había interrupciones por cualquier motivo, como, por ejemplo, para salir al baño, porque cuando lo pedía uno de los niños ya iban detrás todos.

  

 

 

   

PATRICIA SOLÍS

 

La que años más tarde se convertiría en azafata contable de la tercera etapa, Patricia Solís, fue azafata suplente y debutó en el programa de Navidad emitido el 23 de diciembre de 1977.

 

Patricia Solís - «Un, dos, tres... responda otra vez» (1977)

 

  

 

   

LOS HERMANOS MORALES

 

En el programa de Nochevieja de 1982 actuaron los hermanos Carmen y Antonio Morales, pero a la grabación no acudieron solos, sino acompañados por sus padres Antonio y Rocío Dúrcal, y por su hermana pequeña, Sheila. A la pequeñita hubo que entretenerla para que dejara grabar a sus hermanos su actuación, para lo cual a Chicho Ibáñez Serrador se le ocurrió que le diesen un globo, que ya no soltó en todo el día.

 

«Un, dos, tres...» - 1982

  

 

 

   

DESPEDIDAS Y REENCUENTROS

 

En el especial de Navidad emitido el 23 de diciembre de 1983 actuaron Enrique y Ana, pero por última vez, ya que en el programa anunciaron su separación como dúo musical.

 

No fue la única despedida que se produjo en un especial navideño en «Un, dos, tres...», ya que en el de la cuarta etapa Miliki se acercó a la mesa de la subasta para anunciar que se retiraba de la primera plana para dedicarse a producir espectáculos y componer canciones para los niños.

 

A pesar de que Miliki se había despedido del público en 1984 para dedicarse a la composición de canciones y a tareas de producción, volvió en 1987 a cantar en «Un, dos, tres...» acompañado de su hija Rita Irasema.

 

 

 

Pero no todo fueron despedidas; por ejemplo, Bigote Arrocet se reencontraba con el público del «Un, dos, tres...» en este programa especial de Navidad de la cuarta etapa. Lo hizo vestido de Tarzán y acompañado por un chimpancé que dificultó la grabación de la actuación, ya que tiraba todo el tiempo del traje de Bigote.

 

«Un, dos, tres...» - 1984

 

 

 

   

NO ESTABA CLARO EL TRAJE DE MAYRA

 

La actuación de Mayra en el decorado cantando con niños, las azafatas, los cómicos del programa y varios cantantes de reconocido prestigio fue grabada varias veces. La presentadora llegó a usar dos trajes en previsión de que al día siguiente, ya en la grabación con concursantes y público en el plató usara uno u otro; por ejemplo, en esta foto se le ve con un pantalón y blusa en tonos marrones, cuando finalmente utilizó un traje rojo. 

 

«Un, dos, tres...» - 1985

 

 

 

   

INTERCAMBIO DE FUNCIONES

  

En el programa dedicado a la Navidad (20 de diciembre de 1991) y en el dedicado a las Navidades del Conde Drácula (25 de diciembre de 1992) Miriam Díaz-Aroca y Jordi Estadella intercambiaron sus papeles como presentadores; Miriam se encargó de hacer las preguntas y conducir la subasta, mientras que Jordi hizo de contable y presentó la eliminatoria.

 

 

 

 

   

EL MUSICAL DE “MR. SCROOGE”

   

Jordi Estadella intervino en pocos números musicales, pero uno de ellos fue en el especial de Navidad de 1991, en el que hizo de Mr. Scrooge, frente a una Miriam y unas azafatas que pretendían despertar en él el espíritu de la Navidad. Como no era una faceta que desarrollaba normalmente, Jordi se afanaba especialmente en ensayar concienzudamente los números musicales, y éste no fue una excepción; además de los preceptivos ensayos en casa de Chicho, Jordi repitió una y otra vez la letra de la canción en su casa, ayudado por su mujer.

 

Jordi Estadella - «Un, dos, tres...» (1991)

 

 

 

   

LOS HIJOS DE CHICHO

   

En los programas especiales de Navidad era habitual ver en las gradas del plató a Pepa y Alejandro Ibáñez, los hijos de Chicho, como público.

 

«Un, dos, tres...» - 1992

 

 

 

   

EL MENSAJE DE S.M. EL REY

   

Durante el desarrollo de la subasta del programa de Navidad de la novena etapa (24 de diciembre de 1993), Josep María Bachs tuvo que interrumpir el programa para dar paso al mensaje de Navidad de Su Majestad el Rey.

 

 

 

 

   

EL TROMPAZO DE ALEJANDRA

   

En aquel programa especial de la novena etapa las chicas aparecían con unos trajes de “Mamá Noel”, de falda corta y acampanados; para lograr ese efecto, los trajes llevaban un alambre que les mantenía elevado el vuelo de la falda. Alejandra Cano estaba paseando por el plató cuando uno de los niños le puso la zancadilla con el resultado de que Alejandra acabó dando con la cara en el suelo y dejando al aire todo el trasero, ya que el alambre mantenía tiesa la falda, con la consiguiente risa de los compañeros cómplices del travieso niño.

 

 

haz clic en la flecha para leer las curiosidades incluidas en la web anteriormente  

 

volver atrás

 

www.lawebdelundostres.es

undostres@lawebdelundostres.es